dimecres, 15 de maig de 2013

6'02 bells minuts


Una amiga experta en cavalls que ara munta la seva euga sense emprar ni brides  ni botes de castic  diu: "molt interessant, sobretot des d'un punt de vista psicològic de com funcionen els cavalls"








Una fuerte tormenta inundó las marismas de la isla donde pastaba una enorme manada de caballos. Durante la tempestad fallecieron 18 caballos. El resto del grupo quedó atrapado sin comida en un pequeño islote. Durante dos días bomberos, soldados y policías intentaron poner en marcha una gigantesca operación de rescate para salvarlos. Primero usaron barcas planas, pero así sólo consiguieron sacar a 12 potros, los más pequeños. Tuvieron que dejar de usarlas porque el agua había descendido en algunas zonas y las lanchas quedaban varadas con el peso del animal. Se pensó en el uso de helicópteros, pero se descartó por el temor a que el ruido de los mismos provocase una estampida en la que podría morir un gran número de caballos. 

Cuando todo el pueblo temía por la vida de los caballos aparecieron seis mujeres montadas a caballo. Cuatro de las jinetes se introdujeron en el agua. Las otras dos quedaron en la orilla, de apoyo. Y esto fue lo que ocurrió:

Fue en la isla de Frisia. Aquí podéis ver toda la historia: 


Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada